Archivo de la etiqueta: supervivencia

Ciudad Zombi

Night_off_the_Living_Dead Los zombies nos invaden desde hace algunos años en el comic, el cine,la televisión, etc. Estas prácticas culturales derivan de una estética gótica y anticonsumista. Su confirmación como práctica social crítica ha quedado pronto sepultada por una temprana cooptación realizada por la esfera mercantil a través, principalmente, del cine y las series de televisión.

No es un estudio amplio pero la historia de la “marchas zombies en ciudades” aunque es corta data de 2001. Exactamente la primera “Zombie Parade” fue convocada en la ciudad de Sacramento, California, el 19 de agosto de 2001. La infección zombie recorrió todo  Estados Unidos, expandiéndose por Inglaterra, Portugal, España, Brasil, América Latina, Noruega, Arabia Saudita, Japón y Sydney. Algunos ejemplos de ciudades son: MadridMéjico DF (su página de seguidores en facebook tiene  más de 150.000 personas), Caracas ha realizado una marcha como sátira social. Valencia tiene también la suya.

Son fenómenos de masas conectadas. Las derivas mentales más individualistas han hecho que ciertas personas, como en la  Guerra Fríalleguen a construirse refugios anti zombies en un acercamiento paranoico que normalmente separa la línea de la ficción de lo real. Líneas que parece nunca puedan tocarse aparecen unidas por el miedo. Muchos son los sociólogos que investigan nuestras sociedades siguiendo dos emociones : la angustia y el deseo. La versión zombi de la sociedad surge como encarnación del miedo, por sustracción del deseo. 

Así, cuando aplicamos las características de un zombie a nuestras estructuras institucionales y jerárquicas nos podemos llegar a sorprender de cuán grande es la proporción zombificada de la ciudad.

Un zombi es un ser no vivo. Está alejado y excluido de la vida, de sus ritmos, sus emociones, etc. Así, reproduce mecánicamente los signos primarios de un ser vivo, siendo un puro simulacro de vida. Anda, camina, se arrastra. Sus movimientos son torpes, entrecortados, faltos de fluidez. Ponen un pie delante del otro pero la mirada está perdida, falta de voluntad.

Un zombi es un cuerpo en movimiento. Su símil con la institución zombi es tan paralelo que aterra. Efectivamente, un museo “es por exclusión un alejamiento de la vida“. Será por aquello de la distancia crítica intelectual. No conoce de ritmos vitales ni de emociones pero continúa la producción del simulacro cultural. Aborda cada exposición con un ritmo establecido para su producción, por una guía de procesos pautados, como la reproducción infinita de lo mismo. Sin voluntad, sin emoción, sin interrogación ni investigación.

Sin rozarse con la vida sino comiéndosela. Ésta constituye la característica zombi principal: su supervivenciaEfectivamente, el museo zombie no dudará en comerse o cooptar cualquier iniciativa viva; destruyéndola o infectándola (única forma de reproducción). Con el paso de los años esa agresiva ingesta  e infección destrozarán el ecosistema de la vida cultural a su alrededor. Destrozará la diversidad, la pluralidad y toda cadena de valor cultural. No será un espacio en relación.

Relación que se genera gracias a la comunicación. Y esta es la tercera gran característica zombi con la que se puede distinguir entre la institución zombie y la que todavía no lo es (si quedan): el diálogoLos zombies gruñen al máximo, efectúan un nivel de comunicación muy primario. Las instituciones zombies emiten palabras que no esperan respuesta, emiten frases que quedan flotando entre sus paredes. No esperan respuesta. Solo dicen.

La cuarta característica de la zombificación es la cantidad. La reproducción por infección es básica para su supervivencia. Las instituciones zombies son nodos de muchos visitantes o caminantes. De ahí la confusión de la cantidad con el prestigio que muchas de ellas promulgan. Otras, las políticas, defenderán las mayorías como sello de supervivencia.

Aunque me haya centrado en los museos es interesante comprobar si la detección de estas características nos harían descubrir la zombificación de otros niveles oficiales. En resumen las características zombies son:

Movimiento mecánico, supervivencia por ingesta, reproducción por infección y no diálogo.

Los autores de la web serie Cabanyal-Z  ya lo han hecho, mezclando los procesos de gentrificación y resistencia, dando resultados más que interesantes para generar una matriz de valor y crítica diferente. Enhorabuena.

Anuncios